Monthly Archives: junio 2015

FAEST despide al Ministro Wert recordando que es el peor valorado del Gobierno de España

La Federación de Estudiantes Progresistas cree que la marcha del Ministro Wert debió producirse hace ya mucho tiempo

 

La Federación de Asociaciones de Estudiantes Progresistas (FAEST)  despide al Ministro Wert recordando que es el peor valorado del Gobierno de España gracias a los ataques continuos que ha tenido contra la Comunidad Educativa y la sociedad.

 

Desde FAEST creen que “la marcha del Ministro Wert no puede verse como una marcha voluntaria, sino es fruto de las políticas educativas del Gobierno de España que han servido para destruir uno de los pilares básicos del Estado de Bienestar como es la educación y que huye en último momento como intento de que no se dañe más su imagen y pueda recibir el regalo de bodas por parte del Partido Popular con un puesto en París en la OCDE”.

 

Su presidente, Alejandro Delgado añade “el Ministro Wert debió ser cesado en el primer momento que atacó la educación a través de reformas y cambios normativos, o cuando atacaba a quienes formamos parte de la Comunidad Educativa”.Y explica “un Ministro debe tener como prioridad mejorar la situación de las áreas que tiene encomendadas, en cambio, el Ministro Wert lo único que logró fue unir a la Comunidad Educativa para rechazar las medidas que fue aplicando”.

 

Para Delgado “Tras la gestión del Ministro Wert tenemos un escenario complicado porque ha daño tanto estructuralmente como a través de la financiación el sistema educativo y nos encontramos a los inicios de un nuevo curso académico que viene marcado por el rechazo de las Comunidades Autónomas y Universidades a las reformas educativas”.

 

Por último, desde FAEST declaran “aunque debemos darle un voto de confianza al nuevo Ministro de Educación, creemos que es un error de antemano que sea una persona desconocida para la Comunidad Educativa” y añaden “tiene una labor imposible para crear una estructura del sistema educativa que garantice la igualdad de oportunidades, así que le pedimos que al menos paralice las reformas aplicadas, tanto de la LOMCE como la universitaria, y que agilice el pago de las becas que aún una parte de los y las estudiantes no han recibido.”

FAEST se opone a la reducción de la representación de estudiantes en los Claustros Universitarios

La Federación de Estudiantes Progresistas critica y muestra su rechazo a la reducción de representantes de estudiantes en la Universidad de Castilla-La Mancha.

 

La Federación de Asociaciones de Estudiantes Progresistas (FAEST)  muestra su oposición a la reducción de porcentaje de representación del alumnado en los órganos de gobierno en las Universidades como ha sucedido este lunes en la Universidad de Castilla-La Mancha (UCLM).

 

Desde FAEST comunican que “ante determinados movimiento que van dirigidos a reducir la representación y voz del estudiantado en distintas universidades españolas, queremos ofrecer nuestro apoyo a los colectivos estudiantiles de los diferentes campus del Estado que se vean en esta situación” –y concretan- “esto ha sucedido este lunes con la reducción en la Universidad de Castilla-La Mancha y ya se está intentando en otras universidades como esta sucediendo en la de Extremadura”

 

Su presidente, Alejandro Delgado añade “en un tiempo en el que la sociedad pide más participación en la de toma de decisiones, es intolerable que se recorte la presencia y representación de los diferentes campus del Estado que se vean en esta situación” y matiza “el problema no es únicamente que la reducción, sino la negativa a negociar y llegara puntos en común”. Delgado cree que “deberían tomar ejemplo de la Universidad de Zaragoza, que ante el aumento de participación activa del alumnado aumento también su representación hace unos pocos años” y explica “lo que están haciendo es intentar callar la voz de la piedra angular del sistema educativo que es el alumnado y es intolerable”.

 

Por último, desde FAEST concluyen pidiendo que se den un paso atrás en la UCLM y que ninguna otra universidad se plantee el intentar apagar la voz del alumnado.